Alice in Wonderland

Un blog sobre lo maravilloso que me ocurre en la vida.

miércoles, abril 11, 2007

Feminismo

Aunque soy una persona de posturas radicales y convicciones profundas, siempre he tenido claro que estas son cosas que afectan mi personalidad de la puerta para adentro y no hacia afuera, es decir, que considero que estas características constituyen una virtud pero más importante aún es el hecho de respetar mucho las posturas contrarias que tienen los vecinos. Así, no me niego en absoluto al debate, siempre que este sea entendido como la oportunidad de exponer posiciones y argumentarlas, pero no soporto la gente que tiende perversamente al adoctrinamiento, eso si que no.

Anoche sostuve una animada conversación con un par de personas conocidas y dos más que me presentaron, en algún momento las otras niñas de la mesa plantearon el tema del feminismo, y acto seguido empezaron a describir actitudes que consideraban absolutamente machistas y maltratantes, yo como es costumbre, asumí mi posición de abogada del diablo por que los pobres representantes del género masculino iban saliendo aporreados con la discusión, y ellas terminaron afirmando que por mujeres como yo es que el movimiento feminista no prospera y el género se sume en el maltrato.

Tristemente la conversación se vio truncada ante la imposibilidad del diálogo y se disolvió la reunión sin que pudiera expresarles mi opinión ante tal acusación, pero como este es mi chuzo, pues aquí puedo ponerla:

Antes que ser feminista o machista soy humanista, detesto las discusiones sexistas y en especial a las personas que llevan estos discursos fuera de la problemática de género y terminan concluyendo que hay maltrato cuando un hombre le ofrece a uno su chaqueta en una fría noche, porque indirectamente le está diciendo débil e incapaz. Creo firmemente que la discusión acerca de los roles que los géneros asumimos en las dinámicas sociales están marcados por hechos históricos, económicos y hasta ambientales, y que no es posible debatir el tema de forma adecuada si todos estos no se tienen en cuenta. Me relaciono libremente con las personas en los diferentes roles que asumo en la vida personal y laboral, y creo que no discrimino en ningún aspecto ni a los unos ni a las otras, y con toda honestidad declaro que jamás me he sentido discriminada ni positiva ni negativamente por el simple hecho de ser mujer, y tal vez es por esta razón que me siento capaz de ver las actitudes de las personas que me rodean, como actitudes humanas y nunca desde la orilla de género, y si para las feministas esto es estar en contra de mi género pues lo siento mucho, pero definitivamente no comparto la idea.

He dicho.

Etiquetas:

2 Comentarios:

A la/s 6:38 a. m., Blogger acevedoric dijo...

mmmm
temas de los cuales no hablo, POLITICA, RELIGION, GENEROS Y RAZA.

en fin, a veces se cruza la linea de ser gentil, y que lo confundan con que uno las considera debiles...

en fin, que lastima que las otras dos personas no se quedaron para saber tu punto de vista... que mal.

un abrazo.

 
A la/s 12:38 p. m., Anonymous Patton dijo...

Y futbol acevedo, fútbol.

Siempre he dicho que las más machistas son las mujeres, y los más racistas son los negros.

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal