Alice in Wonderland

Un blog sobre lo maravilloso que me ocurre en la vida.

viernes, diciembre 07, 2007

Mi secretaria

Finalmente me gradué el sábado pasado, después de mucho sufrir por un montón de inconvenientes administrativos que se presentaron, de los que pude concluir que los estudiantes de provincia, como yo, somos los parientes pobres de la Bolivariana y por eso nos tratan como nos tratan... tantico resentida pero de verdad, bastante inconforme quedé con la ceremonia de grado y todos los hechos que la antecedieron, pero como se trata es de ponerle buena energía a la vida, entonces he de contarles que igual ando feliz con mi afiche nuevo y que mañana me lo entregan enmarcado y listo para colgarlo en mi oficina nueva.

El próximo viernes me despediré de ésta mi antigua oficina y voy a declararme oficialmente en vacaciones hasta el otro año, cuando empezaré a trabajar en mi oficina propia y me dedicaré de lleno a mi práctica privada, hagan chulito para que todo funcione como espero y hasta mejor. La buena noticia es que ya casito me voy, la mala noticia es que para entregar este "puesto" he tenido que trabajar hasta 14 horas diarias y estoy en un nivel de agotamiento indescriptible y mi paciencia está a punto de desbordarse porque la relación con la persona que me remplazará es pésima y cada vez peor.

La historia es que cuando renuncié, me encomendaron la muy difícil labor de contratar a quien me remplazaría, hice muchas entrevistas durante más de una semana sin poder encontrar la persona adecuada, hasta que mi jefe vino personalmente y escogió a una persona, de las tantas que yo ya había descartado, él no supo manejar las cosas -creo yo- y esta persona terminó enterándose de que yo no había aprobado su contratación y desde ahí empezamos mal.

A pesar de la antipatía que me caracteriza, hice enormes esfuerzos por agradarle a mi nueva compañera de trabajo, finalmente teníamos muchas cosas que hacer juntas, pero en algún punto creo que ella malinterpretó las cosas y terminó pensando que a mi me urgía congraciarme con ella, y su actitud fue cada vez más agresiva, hasta que yo me cansé de sostener la máscara y de soportar sus continuos desplantes y groserías, ahí ya ibamos peor.

En parte entiendo su postura, desde que llegó se ha esforzado por tomar las riendas de la oficina, ha querido imponer un esquema de trabajo muy diferente al mío y la respuesta de las demás personas que trabajan con nosotras y que están ahora a su cargo, no ha sido muy favorable, tienden a cuestionar sus propuestas y frecuentemente sostienen que las cosas funcionan mejor como han venido funcionando hasta ahora, además provisionalmente ubicaron su puesto de trabajo en una pequeña esquina en el pasillo justo fuera de mi oficina y allí ella no tiene niguna privacidad además de contar con muy poco espacio. Pero igual nada de esto es mi culpa, intenté apoyarla en un principio, y como no se dejó pues finalmente opté por no meterme en sus problemas con los demás empleados.

Actualmente estoy manejando mis negocios desde esta oficina, con la aprobación de los jefes por supuesto, y frecuentemente ocurre que vienen buscándome mis clientes y al no encontrarme me dejan mensajes con ella, que a propósito se llama Karen, cuando llego ella me entrega los mensajes de mala gana y me dice bastante ofendida: "debería advertirle a sus clientes que yo no soy su secretaria", aclaro que yo a nadie le he dicho que ella es mi secretaria -no tendría porque hacerlo-, además que no entiendo porque se molesta tanto por tomarme un mensaje, pero en fin así es ella.

Esta mañana mientras hacía algunas diligencias fuera de la oficina, recibí una llamada desde el celular de Karen, quien estaba al otro lado era uno de mis clientes quien me dijo que iba a buscarme para llevarme unos documentos a fin de que adelantemos ciertos trámites que no vienen al caso, yo le dije que todavía me tardaba un poco en llegar a la oficina y que era mejor que me los dejara y que habláramos en la tarde, el cliente me respondió "bueno, entonces yo se los dejo aquí con Nancy", cual Nancy? le pregunté (no hay ninguna Nancy en esta oficina), "Nancy su secretaria" me contestó. No pude contener la risa, yo no me alcanzo a imaginar la furia de Karen, cuando además de que le cambian el nombre, le cambian el puesto... definitivamente al que no quiere caldo se le dan dos tazas.

P.D. Ya son 3 días sin mi Carola, por ahora el trabajo me mantiene muy ocupada y hasta agradezco que no esté porque de verdad he tenido que trabajar hasta muy tarde, y si ella estuviera aquí me sentiría profundamente culpable por no estar más tiempo con ella. Hasta ahora sobrevivo, ya veremos como se ponen las otras semanas.

2 Comentarios:

A la/s 8:25 p. m., Blogger patton dijo...

Felicitaciones. Que pesar que no se haya podido cerrar el episodio con tu reemplazo de la mejor manera, pero bueno ... hay gente a la que le encanta venir a sufrir al mundo. Una experiencia más, supongo.

Y felicitaciones! Por el grado y la independencia grita el pueblo soberano.

 
A la/s 7:40 p. m., Blogger Iki dijo...

JAJAJA

Dile a tu secretaria que nos traiga un tinto por favor...

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal